¿Sabías que en el Capitolio habanero hay una estatua de Lucifer?

Compartir
mana-2015-grammy
Five Star

En Cuba en el Capitolio de la Habana existe una estatua de Lucifer llamada el Angel Rebelde esculpida por el escultor taliano Buemi y esta entre una de las pocas capitales donde hay una estatua del diablo. De hecho solo España e Italia tienen estatuas de Lucifer.

Tal parece que su hermosura, más que traerle alegrías, le complicó la vida. A Satanás no le dieron otra opción que abandonar el Reino Celestial en una de las expulsiones que más ha sonado en la historia de la humanidad. Lo que muchos no saben es que el Diablo tiene hogar hoy en La Habana.
El Ángel Rebelde —la figura en bronce que lo evoca—, del artista italiano Salvatore Bohemi, con un tamaño menor al de la media humana, alza sus brazos frente al Salón Simón Bolívar, en un patio interior del Capitolio.
“En un inicio el Ayuntamiento de La Habana acogió la escultura, aunque por lo tenebroso de su significado estuvo sometida a un largo período de peregrinación por varios lugares de la ciudad. Finalmente, el autor la obsequió a Orestes Ferrara, presidente de la Cámara de Representantes en la seudorepública, quien, en 1931, la puso en el sitio que hoy ocupa”, comentó Iraelio Valerio Marcos, guía especializado del museo del Capitolio.
En pocas partes del orbe es posible encontrar estatuas con la imagen de Satanás como centro temático: en el Parque del Retiro, de Madrid; en Aachen, Alemania; en Bangkok, Thailandia y en Tokio. Sin embargo, la cubana tiene la peculiaridad de retratar el momento exacto en que Lucifer se revela contra el poder divino.
El área donde se encuentra la escultura, aunque recibe pocos visitantes —quizás por el desconocimiento de su existencia—, es accesible al público a través de un local contiguo a la sede del Ministerio de Ciencia Tecnología y Medio Ambiente, cuyas oficinas radican allí desde los años 80.
Recordemos que luego de finalizado el ambicioso proyecto de restauración se espera que el Capitolio vuelva a ser la sede del parlamento cubano.
Recientemente una productora italiana de audiovisuales se mostró interesada en hacer una película con guion ambientado durante el machadato que tiene como centro la misteriosa estatua. La historia, escrita para convertirse en un largometraje de ficción, ya está comprada y seguramente en pocos años veremos al Lucifer habanero en la pantalla grande.

Dejar respuesta