¿Quién dirige al equipo de beisbol Industriales?

Compartir

Es la pregunta que más suena en la calle en estos momentos en el ámbito beisbolero. Pese a que Industriales ha dejado mucho que desear en los últimos años, sigue siendo el equipo más querido y odiado de Cuba…

Es la pregunta que más suena en la calle en estos momentos en el ámbito beisbolero. Pese a que Industriales ha dejado mucho que desear en los últimos años, sigue siendo el equipo más querido y odiado de Cuba, y cualquier información sobre su entorno gana en relevancia.

Esta campaña parecía tranquila con la extensión del trabajo de Javier Méndez al frente de la escuadra azul, pero la enfermedad de su hija obligó al exjardinero central a declinar el puesto.

A pesar de eso, se esperaba una sucesión “normal” con la presencia de Guillermo Carmona, quien ya dirigió a los Leones entre 1998 y 2001. No había sido oficializado, todavía no se ha hecho, pero era el comentario de pasillo, casi siempre cerca de la realidad.

Cursos de Tecnica en Conducta

Incluso al extécnico industrialista se le había ofrecido el cargo de manera extraoficial, como declaró en estos días, pero de pronto todo se ensombreció con la entrada en escena de Víctor Mesa. Si no fuera porque casi inmediatamente de anunciar su salida de Matanzas se nombró a Víctor Figueroa, hubiera sido el mentor de Matanzas y no el de Industriales el más esperado, pero en la capital las cosas funcionan diferente.

Se supone que ya el equipo comenzó a entrenar y todavía no se toma una decisión, lo cual mantiene en vilo no solamente a la afición, sino más importante, a los propios peloteros.

Méritos suficientes tienen los dos, y también deudas, porque VM32 estaba para campeón casi siempre, y a Carmona se le escapó un trofeo de manera increíble en 1999.

Según lo que he podido escuchar en la calle, la afición se encuentra bastante dividida, pues si bien ambos tienen los conocimientos, difieren bastante en cuanto a métodos de trabajo.

Una parte le censura al villaclareño su forma de ser, pero reconoce que quizás ese estilo le hace falta al béisbol capitalino para recuperar el terreno perdido; otros creen que no encajará en los caracteres de los peloteros y apuestan por la mayor mesura de Carmona.

Es un debate que no parece tener respuesta, solamente si ambos tuvieran la oportunidad, pero lamentablemente solo uno podrá disfrutarla, y quién sabe si ni siquiera es uno de ellos dos. La espera seguirá hasta que quiera la Comisión Provincial.

Dejar respuesta