Para saldar errores llega el nuevo Samsung Galaxy Note 8

Compartir
Samsung Galaxy Note 8
Five Star

Un año después del fiasco de las baterías explosivas del Galaxy Note 7, la marca coreana Samsung lanza el Galaxy Note 8, un modelo muy similar en prestaciones a su frustrado antecesor, pero al que supera en diseño, amplitud de la pantalla y, sobre todo en equipación, incorporando por primera vez la cámara doble trasera para hacer fotos perfectas en cualquier condición lumínica.

Con el lanzamiento este miércoles de su nuevo terminal en Nueva York (con presentación previa en Londres a la prensa especializada), Samsung ha demostrado el interés en continuar la saga de los Note, su exclusiva línea de phablet con lápiz óptico que ningún otro fabricante se ha atrevido a emular, y que comparten la gama alta con los Galaxy S8.

“Forgive and forget” (Perdón y olvido), fueron las primeras palabras en la presentación del phablet. DJ Koh, presidente de Samsung, expresó que “El Note no es solo un móvil, sino un impulsor de la productividad y la creatividad. Estamos para celebrar el papel de todos los que nos han ayudado. Por supuesto, ninguno de nosotros vamos a olvidar lo que pasó el año pasado. Pero tampoco olvidaré como millones de clientes fieles se han mantenido a nuestro lado. Gracias a toda la comunidad alrededor del mundo”.

A pesar de mantener un aspecto muy similar al Galaxy S8 Plus presentado en primavera, el Galaxy Note 8 tiene una pantalla más grande, con un tamaño de 6,3 pulgadas. Además, el nuevo dispositivo está a prueba de explosiones.

Five Star

Una novedad es la incorporación de su concepto de “pantalla infinita”, con bordes curvos de extremo a extremo, reduciendo al mínimo el bisel de la parte inferior y superior, lo que permite ampliar hasta un 83% la superficie útil del panel delantero. Justin Denison, vicepresidente de estrategia, ha explicado en la presentación por qué hacen pantallas de gran tamaño: “Queremos llegar a los que crean, no solo a los que consumen. En marzo lanzamos la pantalla infinita y ahora llega al Note”.

Como en el S8, el escáner de huellas dactilares se desplaza a la parte trasera, y calza también escáner de iris y escáner facial. Es resistente al polvo y sumergible a profundidades de 1,5 metros durante 30 minutos (certificado IP68).

Sin duda, la sorpresa del Note 8 es su cámara doble trasera, se trata de dos lentes, una de gran angular de 12 megapíxeles y un teleobjetivo de 12 megapixeles y zoom de tres aumentos. Junto a la cámara dual trae un sistema de estabilización óptica y de autoenfoque por fases lo que permite tomar fotos nítidas en movimiento o en condiciones de baja luminosidad.

El S Pen, el lápiz óptico, apenas cambia, pero mejora sus funciones de escritura, recorte de objetos y texto y traducción. Escribe también aunque la pantalla esté apagada, tenga polvo o esté mojada, y puede subrayar sobre mapas o planos, y compartir de forma intuitiva los documentos que crea.

Entre las nuevas funciones está Screen off Memo, que  permite tomar una nota de hasta 100 páginas con la pantalla del Note 8 apagada. Ahora también se pueden editar las notas una vez creadas. La función Live Message dibuja imágenes convirtiéndolas en GIFs animados y enviarlos por mensajería instantánea.

El Note 8 funciona gracias a un procesador Exynos 8995 personalizado de Samsung para Europa (y Snapdragon 835 de Qualcomm para EE UU), con sistema operativo Android 7.1.1, 6GB de memoria RAM y 64GB de almacenamiento interno, ampliables con memorias externas hasta 256GB.

La compañía también ha potenciado la conjunción entre el nuevo móvil y DEX, su plataforma para usarlo como su fuera un ordenador. “Tiene tanta potencia como muchos PC del mercado y las aplicaciones se han adaptado a la perfección”, remarcó Denison en la presenntación.

El lanzamiento del Samsung Galaxy Note 8 será el próximo 15 de septiembre, pero a partir de este jueves se podrá reservar tanto en tiendas libres como a través de los operadores con un precio recomendado de 1.010,33 euros.

(Con información de El País)

 

 

Dejar respuesta