La cadena hotelera Meliá administrará ocho nuevos hoteles en el centro de Cuba

Compartir
Five Star

Los emblemáticos hoteles Jagua, San Carlos y La Unión, estos dos últimos situados en el Centro Histórico de la ciudad de Cienfuegos, dentro del área declarada Patrimonio Cultural de la Humanidad por la Unesco en 2005, son tres de las ocho instalaciones de este tipo que a partir de 2018 comenzará a administrar en Cuba la cadena española Meliá.

Según trascendidos de ese grupo hotelero, la decisión comprende un contrato que abarca en total 931 habitaciones en instalaciones turísticas de las ciudades de Cienfuegos, Trinidad y Camagüey, en el centro de Cuba.

El acuerdo fue firmado este jueves entre grupos hoteleros estatales de la Isla y Meliá Hotels International dentro del programa de la Feria Internacional de Turismo (FITCuba 2017), que tiene lugar en la oriental provincia de Holguín hasta el 6 de mayo, y forma parte de la estrategia del país caribeño para promover destinos y circuitos fuera de La Habana.

“Estos ocho nuevos hoteles suponen un importante reto que asumimos con gran ilusión y adquirimos el compromiso de garantizar el servicio Meliá a lo largo de la Isla para impulsar el segmento circuitos”, dijo el presidente de Meliá, Gabriel Escarrer, quien recordó que la presencia de la cadena hotelera en Cuba se remonta a 1990, porque creyeron “fuertemente en el potencial de este país”.

MG Home Care

En el caso de Cienfuegos, Meliá pactó con la cadena estatal Gran Caribe para gestionar el Hotel San Carlos, de 56 habitaciones, y La Unión, uno de los más antiguos de Cuba, con 49 dormitorios.

Por su parte el conjunto hotelero Jagua de esta ciudad, que incluye el Hotel Jagua, el Palacio Azul, Perla del Mar y la Casa Verde, para un total de 173 habitaciones, será gestionado por INNSIDE by Meliá, la cadena de hoteles de 4 y 5 estrellas que ejecutará una inversión para dotar a las instalaciones de “los estándares de la marca”.

Con el Grupo Cubanacán, Meliá acordó administrar y renovar el Hotel Ancón de Trinidad, con 279 habitaciones, operado como un Sol House, marca de Meliá dirigida a parejas jóvenes y grupos de amigos que se suma ahora a las cuatro marcas de Meliá ya presentes en Cuba: Meliá, Paradisus, Sol Hotels y Tryp.

A ello se suma la construcción de un nuevo Meliá al final de la península de Ancón, en la costa sur de Cuba, que “reforzará la presencia” de la cadena en Trinidad y sumará 102 nuevas habitaciones al destino, uno de los más populares en la isla.

En Camagüey, la cadena española inicia la cooperación con Islazul para gestionar tres hoteles, dos de ellos en el Centro Histórico de la tercera villa: el Gran Hotel, de 72 habitaciones, y el Hotel Colón, de 58 habitaciones.

Tras un proceso de inversión, el Hotel Camagüey, de 142 dormitorios, también será comercializado por INNSIDE by Meliá, la marca de hoteles urbanos del grupo español.

Cuba ha experimentado un boom del turismo en los últimos años y en 2016 superó el umbral de los 4 millones de turistas, cifra que prevé aumentar a 4,2 millones para este año.

La víspera, durante la apertura de la más importante bolsa de recreo de la nación, el titular cubano del turismo, Manuel Marrero, anunció el arribo a la isla, con 39 días de antelación al año precedente, del turista número dos millones, cifra que representa nuevo récord de visitantes a esta fecha, para un crecimiento del 15 por ciento de dicho indicador.

Dejar respuesta