Este es el verdadero origen de la expresión “asere”

Compartir

Todo aquel que sea cubano, sin lugar a dudas, ha escuchado mencionar la palabra asere al menos una vez en su vida. Y es que este vocablo, expresión de hermandad y carisma hacia otros, ha llegado a convertirse en parte insustituible del acervo lingüístico de la nación caribeña.

Cuando el término comenzó a volverse popular, provocó el rechazo de los altos círculos del país, pues denotaba bajo nivel cultural en aquellos que lo utilizaban. Sin embargo, con el transcurso de los años fue familiarizándose en el contexto cubano, y comenzó a ser empleado en disimiles ámbitos, que ya no solo incluían a personas con escasa instrucción.

Lo que pocos conocen es que la palabra asere posee una etimología que la convierte en una expresión, incluso, de la identidad nacional cubana. Sus orígenes se remontan a la época de la colonización española, en la que los esclavos provenientes de distintas partes de África venían al país transportando consigo, como único equipaje, su cultura.

carabalies
La historiografía asegura que fueron los carabalíes quienes incorporaron este vocablo a la nación cubana. -abakuátwitter.com

La historiografía asegura que fueron los carabalíes quienes incorporaron este vocablo a la nación cubana, que, en aquellos momentos, estaba en pleno proceso de formación de identidad. El término era utilizado en los rituales religiosos de los abakuá, expresando el saludo hacia otros. Lo curioso es que no solo heredamos la palabra asere de esta expresión religiosa, sino también otras que son diariamente utilizadas en el lenguaje informal, como chévere.

Five Star

Aunque la popularización del término ocurrió en la década de los 90’, algunos compositores cubanos, cuyo quehacer artístico se desarrolló a mediados del siglo XX, escribieron canciones en las que el vocablo asere era parte de su letra. Ejemplo de ello es Estanislao Serviá, autor del conocido “Chévere ma cunchévere”, quien fue el creador de un danzón titulado “Asere Cipriano”.

Indudablemente, la mezcla de nacionalidades resultante del proceso de colonización que se produjo  en Cuba, tuvo como consecuencia el surgimiento de una nación que es reflejo de componentes derivados de todas las latitudes.

Tanto el sincretismo religioso que se engendró en el país, como la miscelánea de culturas que dieron origen al folklor de nuestra tierra, tuvieron un marcado impacto en la posteridad de la nación, y continúan ejerciendo una influencia latente en el lenguaje y las expresiones que, con el tiempo, se han vuelto una parte inherente a nuestra identidad como cubanos.

(Tomado de TodoCuba)

Dejar respuesta